Cargando...
La imperdible historia del coleccionista con más de 30 mil pines olímpicos

Buenos Aires 2018

La imperdible historia del coleccionista con más de 30 mil pines olímpicos

Jueves 18 de Octubre de 2018

En el cierre de los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018, Bud Kling, es furor en la Villa Olímpica, no por su destreza en el deporte o por haber obtenido una medalla, sino por su fanatismo: coleccionar e intercambiar pines.

El hombre de 71 años de edad, nacido en Atlanta, Estados Unidos se encuentra hoy mostrando su colección de pines entre los jóvenes allí presentes “Acá traje algunos, pero en mi casa tengo 30.000”, confiesa.

Lejos de cansarse de contar su historia de vida, a Bud se lo ve animado cada vez que se acerca un grupo de curiosos queriendo saber qué trae entre manos.

“Empecé en Los Angeles 1984, cuando en realidad era asistente televisivo en la transmisión de básquetbol. Fueron los Juegos en los que participaron como universitarios Michael Jordan, Patrick Ewing y todos esos muchachos. La noche anterior a que empezara el básquet, hubo un ensayo y al final nos dieron un pin y todos empezaron a intercambiarlo. Y yo pensé ‘uy, esto me va a gustar’. Me fui a ocho locales donde vendían pines. Y no paré más”.

Al ser profesor y tener que dar clases se perdió tres Juegos Olímpicos, pero a partir de Beijing 2008, ya jubilado, su asistencia fue perfecta: 16 JJOO, 3 panamericanos, 2 asiáticos y 1 europeo.

Hay otras cuestiones que motivan esta actividad “Hablar con la gente es tan divertido como cambiar los pines en sí mismo. Hacés amigos. Cuando empecé con esto no había teléfonos ni Internet, escribías cartas... El email fue lo mejor que me pasó en la vida”.

Todos queremos seguir viendo como  Bud aumentará su enorme colección en Tokio, Los Ángeles, París y las demás citas olímpicas.

Foto: Clarín

Notas relacionadas